Publicado el 2 de enero de 2017 a las 10:15 am.

México es el país latinoamericano con más expresiones culturales reconocidas por la Organización de la Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

Tras la inscripción el año pasado de la charrería como Patrimonio cultural Inmaterial de la Humanidad, se llegó a una total de ocho reconocimientos de esta índole.

“México es ampliamente reconocido por la enorme riqueza y diversidad de su patrimonio cultural inmaterial, el cual se manifiesta en un sistema de tradiciones de diversa índole, así como en la variedad de lenguas originarias que se hablan en territorio nacional”, señala la Secretaría de Educación Pública a través de un comunicado.

Con esto se procura fortalecer el régimen internacional de protección de los diversos sitios y expresiones culturares designados como Patrimonio de la Humanidad; su transmisión a las generaciones futuras en óptimas condiciones de preservación,  y una mayor difusión para favorecer un mejor entendimiento de los valores e identidad cultural y promoción de un diálogo intercultural a favor de la paz y el desarrollo

Conoce más: Los rituales de Carlos Monsiváis en el Museo del Estanquillo

México se encuentra entre los países que han puesto en marcha estrategias de inclusión de la cultura en sus planes nacionales y regionales de desarrollo sostenible, los cuales adoptan una visión general de las industrias culturales y creativas y proporcionan apoyo y medidas de asistencia que tienen aplicación en todo el sector de la cultura y que son consecuentes con objetivos de sostenibilidad.

Fundación Carlos Slim a través del Museo Soumaya, tiene por vocación coleccionar, investigar, conservar, difundir y exponer testimonios artísticos de México y Europa principalmente. Su objetivo es promover el conocimiento y disfrute de la obra estética mediante la realización de: exposiciones permanentes, temporales e itinerantes, catálogos y publicaciones mensuales, espacios lúdicos, conferencias, ciclos de cine, programas interactivos, y más.