Publicado el 6 de diciembre de 2016 a las 1:23 pm.

Los bebés y lo niños necesitan adultos responsables que estén disponibles y atiendan sus necesidades. Tu papel como cuidador es acompañarlos en su desarrollo físico, emocional y social, para salvaguardar sus derechos en todo momento proporcionándoles un trato de equidad.

Como cuidador de niños serás el responsable de atender sus necesidades y brindarles estímulos necesarios para su desarrollo integral. Diviértete con ellos y disfruta de todo lo que comparten, asegurándote en todo momento de cuidar su integridad física y emocional.

Es tu responsabilidad ayudar al niño a:

  • Construir una imagen positiva de sí mismo.
  • Comunicar sus ideas, sensaciones y pensamientos utilizando lenguaje verbal, el no verbal o a través de expresiones gráficas.
  • Ser autónomo y seguro.
  • Adaptarse a las normas y pautas sociales de conducta.
  • Responsabilizarse de sus acciones.
  • Explorar y conocer su entorno natural y social.
  • Reconocer y expresar sus emociones.

Es importante que te guste convivir con niños, seas responsable y honesto puesto que te convertirás en uno de sus modelos de imitación

Considera que podrás laborar en domicilios particulares, eventos o lugares públicos. Antes de interactuar con el niño debes seguir las reglas básicas de higiene personal y con las indicaciones especiales de empleador.

Conoce más: Cuidador de adultos mayores, una oportunidad para ayudar e incorporarse al mundo laboral

Además verifica que tengas todo lo necesario para llevar a cabo las actividades del día. Cuando estés con el niño aliméntalo de forma nutritiva en los horarios establecidos; cámbiale el pañal y procura su aprendizaje para ir al baño; lleva cabo rutinas de aseo personal; juega con él y realiza actividades de estimulación acordes a su edad.

Otras acciones que realizaras con los niños son: platicar, leer, cantar, explorar y jugar, estimulando su aprendizaje. Con estas acciones podrás establecer un vínculo afectivo con ellos lo que tendrá un gran impacto en su vida y desarrollo. Al final del día haz una bitácora en la que incluyas progreso e imprevistos para notificar a los padres.

Tu plan de formación abarca el cuidado de un niño recién nacido hasta los 6 años de edad y tiene cuatro niveles:

  • Primero: contempla los lineamientos de conducta y atención en el cuidado de niños, incluye habilidades de comunicación y conocimientos básicos sobre el desarrollo infantil.
  • Segundo: contiene temas de estimulación oportuna, formación del vínculo afectivo y cuidados de un niño.
  • Tercero: te brindará herramientas para actuar ante diferentes comportamientos de los niños, crear límites y aplicar primeros auxilios si es necesario.
  • Cuarto: te motivará a continuar tu desarrollo profesional.

Capacítate para el Empleo ofrece herramientas en línea para todas las personas que deseen capacitarse de forma gratuita, sin importar experiencia previa en diversos oficios y actividades técnicas-operativas de diferentes sectores productivos. A través de video tutoriales se explican las cualidades y aptitudes que se necesitan en el área de trabajo de interés.